Historia regional y local del Valle del Tuy

Entradas etiquetadas como ‘pueblo de santa teresa’

Pueblo de Santa Theresa de Jesús

Subido por: Iván López.

Transcripción sin Corregir (SIC).

Pueblo de Santa Theresa de Jesús

Obispo Mariano Martí

Documentos relativos a su visita pastoral de la Diócesis de Caracas

Apuntes del Libro Personal

Santa Teresa 

         Día 21 de junio de 1783, salimos del pueblo de San Francisco de Paula de Yare a las cinco y media de la mañana, y pasando no por el camino del río, que es más breve, sino por el camino que llaman de arriba, llegamos a las nueve a este pueblo de Santa Teresa, distante cerca de quatro leguas. Este camino que hemos pasado, no me parece que sea malo en tiempo de verano, pero ahora [está cubierto de] lodasales y no dexa de haver algunos cerritos y subiditas y baxaditas, que son malas en tiempos de lluvias.

         Esta Iglesia es baxo la invocación de Santa Teresa de Jesús, de una sola nave cubierta de texas, sus paredes de tapias sin rafas. Al entrar, a la banda de la epístola, hay una alacena y delante una pikla que sirve de Baptisterio y está aseado. No hay más que el altar mayor. Al entrar a la puerta principal, que es la única, hay un órgano. La Sacristía está al lado del presbyterio, a la banda del evangelio. El cementerio está contiguo a la iglesia, a la banda del evangelio. No hay coro alto. La sacristía no está más que medianamente ornamentada y alajada. Ahora, como es la Ocatava de Corpus, está colocado su Divina Magestad en una Custodia buena. Esta iglesia no es más que interina y después quedará para repuesto de los trastos o alajas de la iglesia. Los cimientos de la nueva iglesia están ya puestos a distancia de unas veinte y cinco varas de esta Iglesia interina. Véase el inventario.

         Este cura es Don Agustín Díaz Orgaz. Nació en la ciudad de Mérida del Arzobispado de Santa Fe el día 16 de enero de 1741, y vino a la ciudad de Caracas de edad de unos doze o treze años. Estudió en Caracas tres años de Filosofía, de que es Bachiller, tres años de Theología, de que es también Bachiller, como un año de Leyes y juntamente Cánones. Se ordenó de Presbytero por el mes de junio de 1766, a título de seis mil pesos de dos Capellanías, que ahún obtiene, y a más obtiene otros seis mil pesos más de Capellanías, que juntos hazen doze mil pesos, como particular, y estos últimos seis mil pesos los adquirió después de ordenado ya de Presbytero. Desde que se ordenó de Presbytero tiene licencia de predicar y confesar. Ha servido ocho meses de segundo Capellán de la Divina Pastora, de teniente de Cura de San Pablo nueve meses, de Cura interino de Yare nueve meses, de Capellán de la Santísima Trinidad un año, de Cura de la Vega interino seis meses, de Teniente de Cura de la misma Vega un año y de Cura interino de Marín quatro meses, de Sacristán mayor de Altagracia quatro meses, de Teniente de Cura de la misma Iglesia de Altagracia quatro meses, de Sacristán mayor de la Catedral dos años. Tiene como unos ocho actos de oposiciones a Curatos, y en el último acto se le dio este Curato de Santa Teresa, que está sirviendo personalmente desde el día 2 de julio de 1776 en que llegó acá. No parece de mal genio ni es inhábil.

         Este pueblo pertenece a la Vicaría de Ocumare. El Teniente de Governador de este pueblo de Santa Teresa es Don Pablo Castro, soltero. Es de Caracas, pariente del padre Castro, Comisario franciscano de Terceros, hazendados de acá. Esta feligresía consta de ochocientos y cinqüenta y quatro almas. De estas hay 435 esclavos, indios 131, y los restantes españoles, blancos, negros, mulatos, sambos, etc. Acá hay diez y seis haziendas todas de cacao, y sus hazendados o poseedores pagan doscientos pesos a este Cura, cinqüenta pesos para oblata. Estos hazendados solo por sus esclavos no pagan obvenciones, pero para sí, para sus hijos y demás familia, como los demás feligreses, pagan obvenciones a este Cura y a esta Iglesia, y también pagan primicias. Para evitar que vivan algunos o muchos de estos feligreses dispersos y retirados en los bosques, sin oyr Misa, y que en aquellos retiros den malos tratos a sus mugeres, se ha dexado auto de esta visita. (véase) (más…)

Anuncios